Por Tatis Zacarias

Partido, Dajabón, RD.- La tarde de este sábado, víspera del día de Reyes, la Pastora Luz Maria Rodriguez Quezada, se sintió molesta, ya que los niños de la comunidad de Sangre Linda, de este municipio, no pudieron disfrutar de un juguete para esta ocasión.

La Pastora Luz Maria, dice que la comunidad de Sangre Linda, es huérfana de autoridades, ya que nunca se acuerdan de ella, en momentos especiales como estos.

En una actividad que se realizó en la Iglesia que dirige la pastora, los niños salieron tristes, ya que acudieron con la esperanza de disfrutar de un juguete.

La religiosa, dice que tiene ocho años trabajando para la comunidad de Sangre Linda, y que su ministerio es ayudar a los que menos pueden.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here