Las autoridades cancelaron la noche de este viernes el concierto «Hell Fest«, que estaba pautado a celebrarse en los terrenos del antiguo aeropuerto de Herrera.

Las autoridades se llevaron arrestado al organizador de la fiesta, Miguel Guzmán, quien dijo que destruyeron sus ahorros y acabaron con su carrera.

«Reconocemos que tuvimos un error de comercialización. Desbarataron mi carrera, eso te lo puedo confesar, destruyeron mis ahorros que eran ocho millones de pesos, pero este es mi país, soy dominicano, somos jóvenes, seguir trabajando», dijo Guzmán, mientras era llevado por las autoridades amarrado por las manos junto a su padre.

En el lugar también fue arrestado uno de los agentes de seguridad del acto, quien en principio salió corriendo de los agentes y tirando bolsitas supuestamente con drogas que serían vendidas en el evento. Recogieron varias bolsitas de marihuana y armas blancas (puñales y machetes).

En la cancelación del evento participó gran contingente militar y policial encabezado por la Procuradora de Corte, Olga Diná Llaverías. Actuaron miembros del Ministerio Público, la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD), del Control de Bebidas Alcohólicas y del Ministerio de Interior y Policía.

Alrededor de las 7:00 de la noche llegaron los agentes y todavía pasadas las 10:00 de la noche aún continuaba una gran multitud, en su mayoría menores de edad, muchos de ellos que salieron sin permiso de sus padres, en los comercios de los alrededores.

Varias personas, que pagaron desde 25 mil pesos hasta 80 mil para instalar carpas y vender comidas y bebidas, lamentaron la situación y no quisieron hablar ante las cámaras.

Las boletas del evento tenían un precio de 500 pesos. Muchos de los jóvenes que participarían, permanecían en el lugar desconociendo la situación del evento y preguntando si le devolverían el dinero de la boleta.

Por el momento ninguna autoridad quiso hablar con la prensa sobre el hecho.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here